La detención de Lozoya mejoraría bonos de AMLO, si no es un caso construido

 

 

 

 

Todo parecía indicar que el exdirector general de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, sería enjuiciado por el caso de la constructora Odebrecht, luego de que el Fiscal General de la República (FGR), Alejandro Gertz Manero, anunciara que en un plazo menor a los 60 días el expediente del caso será presentado a un juez federal.

Sin embargo, la tarde de ayer la FGR lanzó una orden de captura contra Lozoya Austin y Alonso Ancira Elizondo, dueño de Altos Hornos de México (AHMSA) por un caso de lavado de dinero.

 
 Para expertos entrevistados por Forbes México, estas ordenes de detención pueden puede representar el inicio del combate a la corrupción del actual gobierno.

“Se espera que haya detenidos en los niveles altos, y no medios o bajos, por lo que no habría sentido. La detención de Lozoya sería algo importante para el gobierno”, señala José Roberto Bautista, profesor emérito de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad La Salle.

El profesor de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso), Rodrigo Salazar Elena, considera que las órdenes dan muestra de que el actual gobierno comenzará a combatir la corrupción. “La administración de López Obrador no ha tenido temas fuertes desde el combate al huachicoleo, que a la larga queda en duda que se hayan realizado tareas exitosas”, agrega.

Asimismo, el profesor emérito de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad La Salle considera que la detención de Lozoya sería algo importante para el gobierno. “Yo espero que, si haya un final positivo, debido a que la política de este gobierno es combatir la corrupción. Él (López Obrador) tiene una oportunidad de ser el presidente de detener a la corrupción y a los malos manejos”, añade.

Ambos profesores consideran que este es golpe mediático para la administración y para el país, con esto podrían recuperar la credibilidad sobre los inversionistas, para que estos vean las medidas que se están tomando para combatir la corrupción.

Si es un caso construido habrá riesgo

El presidente Andrés Manuel López Obrador puede perder puntos si estas detenciones se dan un por un caso construido, considera el profesor de Flacso, Rodrigo Salazar Elena.

Es más fácil fincarle cargos por Altor Hornos de México (AHMSA) que por Odebrecht, debido a que buscan enjuiciarlo por el caso más sencillo de comprobar, lo que es una posibilidad, señala Salazar Elena.

El caso de AHMSA es importante debido a que estamos hablando de millones de pesos de fraude, entonces no es un crimen menor, expone. “Cuando hablamos de fraudes grandes existe una gran cadena de complicidad. Entonces de esto podría salir mucho”, agrega.

“La forma de saber si es o no un caso construido será si salen más implicados en el caso, que si debe haber. Si solo queda en este señor (Emilio Lozoya) será visto como la detención de Elba Esther Gordillo”, asegura Salazar Elena.

Por su parte, el profesor emérito de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad La Salle considera que es necesario blindar el proceso de investigación, por lo que se debe dar protección a las personas que dan información al caso, así como al Juez del caso.

“Que no sea golpe mediático construido. Si no es (caso) construido lograrán tener la confianza del país”, añade.

 

 

 

Fuente: Medios.

Rate this item
(0 votes)
Login to post comments