4 objetivos mexicanos para el TLCAN 2.0.

Este miércoles 16 de agosto, México, Estados Unidos y Canadá iniciaron las negociaciones para modernizar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Atrás quedaron todas las quejas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que acusó al tratado de ser poco beneficioso para su nación. El acuerdo de los tres países necesitaba una actualización después de más de 20 años de funcionamiento y la Secretaría de Economía delineó los objetivos de nuestro país.

 

Esta primera reunión se extenderá por cinco días y tiene lugar en un hotel de Washington DC, la capital estadounidense. La segunda se llevará a cabo en México y la tercera en Canadá en algún momento del invierno.

 

Para Estados Unidos, los temas más preocupantes han sido los miles de empleos que dice Trump su país ha perdido desde el inicio del tratado en 1994 y los enormes déficits que reporta el comercio de su país con su pares comerciales. Así, se espera que la nación estadounidense vaya a las negociaciones con la espada desenvainada y que quiera imponer su agenda y sus reglas.

 

Los temas que quiere debatir el gobierno de Estados Unidos, a través de la Oficina del Representante Comercial, los hará llegar, Robert Lighthizer, que tiempo antes dio a conocer los objetivos en los que trabajará durante el proceso: comercio de mercancías; medidas sanitarias y fitosanitarias; aduanas, facilitación del comercio y reglas de origen; obstáculos técnicos al comercio; buenas prácticas regulatorias; comercio en servicios, incluyendo Telecomunicaciones y Servicios Financieros; comercio digital de bienes y servicios, y flujo de datos transfronterizos; inversión; propiedad intelectual; transparencia; empresas estatales o controladas por el Estado; política de competencia; trabajo; medio ambiente; anticorrupción; remedios comerciales; adquisiciones públicas; pequeñas y medianas empresas; energía; solución de diferencias; provisiones generales; divisa.

 

Estados Unidos se presenta como el país que busca obtener los mayores beneficios de las negociaciones. Canadá, por su parte, no estará del lado de Estados Unidos, pero tampoco buscará afectar a México, finalmente la meta es la modernización no la opresión.

 

Canadá desea un acuerdo trilateral “más progresista” que cuente con salvaguardas laborales sólidas y disposiciones medio ambientales que coadyuven en la preservación del ecosistema y ayuden a combatir el cambio climático. Además, busca que se reforme el proceso de solución de controversias entre inversionistas y Estado, para asegurar que los gobiernos tengan un “derecho ineludible” a regular en el interés público.

 

Los temas que le interesan al gobierno mexicano fueron dados a conocer recientemente por la Secretaría de Economía. Las prioridades mexicanas fueron dadas a conocer agrupadas en cuatro ejes temáticos, a las que la propia secretaría calificó de “indispensables para fortalecer la posición de México en la economía global”:

 

  1. Fortalecer la competitividad de la región

 Mantener el acceso preferencial para los bienes y servicios mexicanos en los mercados de los países del TLCAN. En particular, facilitar el acceso de los productos agropecuarios, buscando reglas claras, procedimientos expeditos y la eliminación de las barreras al comercio.

Propiciar que el comercio de bienes entre los países del TLCAN sea más predecible, ágil y transparente procurando mejores procedimientos aduaneros.

Fomentar medidas que eviten que las normas, reglamentos y regulaciones constituyan barreras injustificadas u obstáculos encubiertos al libre comercio.

Promover buenas prácticas en el proceso de planeación, emisión, implementación y revisión de regulaciones.

Mantener un trato no discriminatorio y de conformidad con estándares internacionales para los inversionistas mexicanos.

Ampliar las categorías para la entrada temporal de personas de negocios, mejorar los tiempos, transparencia y procesos para su ingreso y buscar mecanismos innovadores de movilidad laboral.

Establecer mecanismos de cooperación regional que promuevan el diseño e implementación de programas de desarrollo de competencias laborales y nuevos modelos educativos, para facilitar la adaptación de los trabajadores a los nuevos requerimientos del mercado laboral.

  1. Un comercio regional inclusivo y responsable

 

Generar mecanismos de cooperación regional que fomenten una mayor participación de las pequeñas y medianas empresas en las cadenas de proveeduría regionales.

Fortalecer el cumplimiento de las disposiciones nacionales y los compromisos internacionales en materia laboral.

Establecer medidas contra los actos de corrupción que afecten el comercio y las inversiones.

Fortalecer la cooperación y el diálogo entre los países del TLCAN en materia de comercio y medio ambiente, y buscar mejorar la infraestructura fronteriza.

Incorporar la perspectiva de género en algunas disposiciones del Tratado.

 

  1. Aprovechar las oportunidades de la economía del siglo

 

Actualizar el alcance de las disposiciones sobre energía, a fin de aprovechar el potencial derivado de los cambios ocurridos en la industria energética de México y de toda la región.

Impulsar el desarrollo de la economía digital, el comercio electrónico y la provisión de servicios financieros a través de plataformas digitales.

Procurar un mayor acceso a los mercados de EE.UU. y Canadá para los prestadores de servicios financieros e inversionistas mexicanos.

Promover una mayor integración de los mercados de telecomunicaciones de los tres países, a fin de aprovechar la reforma realizada en este sector.

Promover una protección eficaz de la propiedad intelectual, manteniendo un equilibrio entre el interés público y el de los innovadores.

 

  1. Certidumbre del comercio e inversiones en América del Norte

 

Consolidar el régimen legal de las empresas productivas del Estado que les permitan una operación comercial eficiente.

Modernizar todos los mecanismos de solución de controversias previstos en el TLCAN (inversionista-Estado, Estado-Estado, así como en materia de cuotas antidumping y compensatorias, y servicios financieros) para hacerlos más ágiles, transparentes y eficaces.

Promover la libre competencia, mejorando la cooperación y el intercambio de información entre las autoridades de los países del TLCAN, a fin de mantener la eficiencia de los mercados y la protección de los derechos de los consumidores.

Brindar certidumbre jurídica a los proveedores mexicanos en procedimientos de contratación pública en la región de América del Norte.

Rate this item
(0 votes)
Login to post comments